Las Primeras Palabras de DANIEL RIBAS

Mi nombre es Daniel Ribas y tengo alrededor de los cuarenta años. Siempre he sido una persona normal o al menos yo me he considerado así. He vivido sin suerte, buscándome la vida usando el morro que tengo y viviendo prácticamente al día. Tengo mis defectos y mis virtudes, me considero muy atractivo y las mujeres me vuelven loco. Me gusta comer bien. Me gusta beber, de hecho admito que bebo mucho. Pero mi vida ha cambiado por completo, de forma radical.

He visto cosas imposibles. He estado en lugares donde nunca debí haber estado. Conozco secretos.

Sí, mi vida ha cambiado totalmente y se ha convertido en una angustiosa pesadilla de la que a duras penas he podido escapar. Me he dado cuenta de que soy un cobarde y que como persona valgo francamente poco, pero eso a ti no te importa y a mí, la verdad, hace tiempo que dejó de preocuparme.

No puedo contarte qué me ha pasado, creo que no podrías creerme, pero solo te diré que las cosas no son como parecen y, a medida que se me permita, voy a contarte mis experiencias con el mundo invisible, con el terror. Existen cosas imposibles y puedo dar fe de ello. Te lo dice una persona que ha logrado salvar el pellejo de ese mundo sombrío y siniestro que te enreda y engatusa de una forma tan infantil que cuando te das cuenta de que ya formas parte del juego, resulta complicado salir airoso de la trampa. Y yo lo hice. Logré eludir el juego macabro de las sombras pero ahora debo cargar con la culpa de vivir con ello.

Mi carácter se ha agriado y si antes era un hombre solitario, ahora lo soy más. No me fío de nadie, ni siquiera de mi sombra, que a veces se arrastra burlándose de mí. Ya no soy el mismo pero, por suerte, mantengo mi sentido del humor y es que creo que lo uso como una defensa para protegerme del horror. Quiero olvidar, pero no sé cómo hacerlo.

Ojalá pudiera contarte qué me ha ocurrido y por qué actué como lo hice, pero no creo que en estos momentos sea prudente. Confesarte que me engañaron, que me vi involucrado en un juego macabro donde la muerte y la oscuridad, perversa sin duda, hicieron de las suyas y liaron mi vida, mezclándola con la de una familia destinada a morir. Y murieron. Y yo debí haber muerto. Pero estoy aquí. ¡¡Vivito y coleando!! Desgraciadamente debo vivir con ello. Los recuerdos me atormentan y las noches se convierten en momentos terribles donde veo los rostros de todos aquellos que corrieron la suerte de verse anulados por su deseo de tratar con la oscuridad.

Fue un pacto terrible donde todo estaba perfectamente orquestado, donde cada detalle estaba previamente establecido. Estoy convencido que las cosas acabaron como tenían que hacerlo y nada que pudiera haber hecho entonces habría modificado el desenlace final.

Me engañaron. Me manipularon. Me han utilizado y trato de encontrar el lado positivo de las cosas. Le sonrío a la vida y me burlo de ella. Me burlo de mí mismo. Me burlo de ti.

Desde aquellos días me he dedicado a tratar con el lado oscuro y admito que me lo he pasado bomba porque ya todo me da igual. Lo siento por Laura, espero que sepa perdonarme. Lo siento por Elisabeth, no supe estar a la altura. Lo siento por todos ellos.

Intento convencerme de que fui un juguete al que desde las sombras supieron manipular y tengo la convicción de que incluso me dejaron escapar sin que entienda la razón principal. Tratar con la oscuridad me ha cambiado totalmente y hoy por hoy arriesgo mi vida con la esperanza de que vengan a por mí, de que me arrastren al mundo oscuro; no lucharé. Pero nadie ni nada me lleva al horror y de momento sigo con mi vida, una vida insólita donde sufro una realidad que nadie podría aceptar jamás.

Por ese motivo, mientras espero pacientemente la llegada de la oscuridad, desde aquí (y de vez en cuando) trataré de contarte la parte oculta de mi vida, los sucesos que me acompañan y los peligros a los que me he enfrentado. Quizá sea un error, tal vez algún día confiese todo lo que ocurrió hace dos años, pero esas cosas no dependen de mí sino de aquellos que puedan confiar en mi trabajo. Tal vez en alguna ocasión, en forma de libro, como una novela…

Espero que te diviertas con mis relatos, que te sumerjas en un mundo angustioso donde lo imposible se hace realidad; pero tómatelo todo como ficción, opta por pensar incluso que yo no existo en realidad, que todo es un invento, un cuento, que soy un vulgar personaje de ficción, quizá de esa forma puedas escapar de las garras de la muerte, tal vez de esa forma a ti no te propongan pactar con las sombras, posiblemente es la única manera en la que puedas evitar tratar con la oscuridad e indudablemente estar condenado a vivir eternamente, soportando la pena del recuerdo y la agonía de sentirte utilizado y engañado, al margen de descubrir que, como yo, eres un mísero cobarde.

Yo quiero morir y no puedo hacerlo. A veces pienso que ya estoy muerto, pero eso resulta imposible. Me noto vivo y eso me amarga la existencia.

Nos vemos pronto, mientras tanto recibe un fuerte abrazo de Daniel Ribas.

12 comentarios:

Ruben dijo...

No me he enterado de nada :(

Lopez dijo...

Wow!!!!! Como siempre me encanto, buenisimo,me quito el sombrero ante usted. Espero su proximo relato con mucho esmero. Me encanta leer todo lo que escribe porque me traslado y lo vivo magnifico.

Lorena dijo...

oy intrigadisima y ansiosa por leer sobre Daniel, no nos hagas esperar muco Rain

Mary Lovecraft dijo...

Hola Rain, te dejo saludito! mMMmm muy interesante tu blog, habré de pasarme con más detenimiento a leer!

hasta otro ratito

aps, muchas gracias por tu comment en mi chatbox pero si te gustan mis cuentitos también puedes comentarlos y dejar tu opinión allá ;)

beso,
Mary

Mary Lovecraft dijo...

Ah Rain, entré al cuento a comentarte y al final no colgué comentario xd xd

quería decir que el tal Ribas podría hacer buena pareja con mi Anemia Jean, ¿no crees?? ella con más garra que él todo sea dicho, nada cobarde, todo insolencia y para nada tampoco deseando morirse sino todo lo contrario pero nusé...el uno podría compensar al otro y tal vez vivieran (a su manera claro está) en buena armonía ¿no te dió?

kisses,
Mary

Rain dijo...

Gracias a todos por la buena aceptación que está teniendo DANIEL RIBAS.
Mary, personalmente aún no he visitado tu web, supongo que si conoces este blog es porque te han facilitado la dirección, una amiga que se encarga de hacerme publicidad de manera desinteresada :)

En cuanto a Daniel...., camina solo y lo que sabes de él no son más que claves y detalles que sólo pueden ser entendidos tras la lectura de una novela con él de protagonista y que está en proceso. Te darás cuenta a su debido tiempo que no es un cobarde pero él lo dice por un motivo muy concreto...

Gracia spor todos vuestros comentarios y espero que sigáis opinando sobre los relatos.

J. Manuel Durán Martínez \\\"Rain\\\"

Lozano dijo...

Genial, muy bueno. Espero que no tardes en escribir las aventuras de este personajes

Alfredo C. dijo...

Interesante...

Relatos Entretenidos dijo...

Hola.
Me pongo en contacto contigo para proponerte un intercambio de links en nuestras respectivas webs. Si estás interesado ponte en contacto conmigo con el mail anterior.
Recibe un cordial saludo y enhorabuena por tu fantástica web.

Rain dijo...

Gracias, ya he colocado tu blog en los links, para el interés de todos los lectores.
Un abrazo

Maite dijo...

Hola Rain.
Verdaderamente eres bueno.
No sólo tienes una gran imaginación en estos temas, lo cual me hace llegar que has vivido muchas e interesantes experiencias, sino que además tienes un don para expresar lo que quieres trasmitir con total dominio.
Sigue así. No lo dejes nunca, que este es tu destino, entre otros.
Yo tengo 42 y desde jovencita he sido asidua leyente de Stephen King en mis inicios y de HP.Lovecraft cuando necesité más. Ya me entiendes.
No sé si has leido algo de Lovecraft. Te lo recomiendo, es el terror en estado puro.
Siempre pensé que este hombre vivía realmente lo que escribía, y digo, realmente.
Tengo casi la misma sensación contigo. Animo. Eres bueno. Libera tu mente que puedes llegar mucho más alto.
Pronto me firmarás un libro tuyo.
Un Saludo.

Aular dijo...

un gran saludo desde Venezuela super chevere y genial tu blog, me encanta espero sigas plasmando tus fantasticas y maravillosas historias que hacen que uno se compenetre de tal forma que me olvido que estoy en horas laborales, ups!! pero vale la pena.
un abrazote de oso y que Dios bendiga tu don intelectual.